3 jul. 2011

otro día

Otro día en que me levanto erecto, dispuesto a inventar el resto
Y es el mundo el que se empeña en torcerlo tirarlo todo por tierra y yo sin poder barrerlo
Intento levantarme, enderezar el sentimiento que a mi alma da tormento y no la deja descansar, pues decidió un día quedarse a vivir en ella sin volver a dejarla respirar y por mucho que lo intento de mi no lo puedo sacar, para evitar viajar a aquel lugar en el que nada es lo que parece y lo que no aparece es el resto de la gente cuando a ras de suelo vuelo sin poder levantar mis pies del suelo, giros, piruetas y contra la pared, de nuevo a caer para levantarme una vez mas y echar a correr huyendo de mi sombra que me recuerda que sigo pegado al suelo y que no puedo hacer nada para escapar del aturdimiento eterno que no pasajero que vacía en mi el desaliento de malgastados momentos, momentos soñados y sueños malgastados que repaso a cada paso mientras mi mente pega otra vuelta de tuerca a la memoria que grita al sentir el tiempo expira entre suspiros de alegría y lagrimas de apatía. Con tantas cosas por hacer, ver y escoger mi vida desfila ante mi mirada perdida en busca del cariño de mis calles que una vez mas en esta tarde me resguardan de este sol abrasador que en mi piel deja huella como mis pies en el camino hacen mella. Correr es caer en un laberinto del que no saldré asta ver y saber que podre cambiar mi sino y torcer mi camino hasta dar con mi destino en este absurdo juego que llamamos vida y que cada vez menos significa ya no aguanta mas mi sonrisa mientras miento al que inventa mil historias que de echo sin pretexto cuenta al ingenuo que escucha con la boca abierta.

amanece...anochece

Anochece un nuevo día Amanece un nuevo día y le doy gracias a dios,
Por haber bajado un ángel, por haberme entregado una flor;
Anochece otro día y me alegro de tener su amor,
De poder perderme en su mirada, de compartir emociones con su corazón;
y cierro los ojos sin temor,
Pues tengo la certeza de que también en mis sueños
Estará en mi corazón.
Amanece un nuevo día, sonriendo a la cama me voy,
Contento de tener sus labios, su sonrisa, su cariño, su ilusión.
Y aunque mañana no amanezca tranquilo esta mi corazón,
Pues tiene la certeza de haber encontrado su gran amor;
Y por eso no temo a la muerte, pues la quiero con el alma,
Y ni ella conseguirá que incluso muerto deje de amarla.
Así pasan los días, sin tristeza ni preocupación.
Compartiendo cada instante con la dueña de mi corazón,
Con la princesa que de este humilde caballero
Un día el corazón cautivo.

te quiero

Es en estas noches de luna llena
Cuando cerrando los ojos pienso en ti;
En el primer día que nos vimos,
En la noche de verano en la que te conocí
Y recuerdo como observándote en las sombras
La mente no pudo negar que mi corazón se enamoró de ti.

Veo tus ojos en los que ansió perderme
En los que cual naufrago me gustaría naufragar,
Imagino el placer que seria besar esos labios
Y muero de ganas por en ese mar de gozo bucear
Pues todavía en esta noche de luna llena
Mi cabeza contra el corazón no puede luchar.

Horas, minutos, segundos perdidos mirando al vacío
Intentando las ganas de ahogarme en mí llanto reprimir;
Imaginándome un mundo perfecto,
Sueño, utopía que de momento en realidad no se puede convertir
Pues a mi corazón le faltan las fuerzas necesarias
No teniendo el fuego de tu cuerpo junto a mí.

Es entonces cuando el alma abandona su prisión
Y emprende una frenética huida hacia ti,
Una búsqueda tan ansiada para tener tu pasión
Para junto al calor de tu alma llegar al fin
Los sueños y la realidad mezclados en la imaginación
Miles de sentimientos para tu amor poder conseguir.

Tanta belleza reunida en un solo ser,
Divinidades dignas del mismo olimpo
No quiero mas noches de soledad padecer
Y siento como llego al fin del camino.
¡Por fin juntos! Del destino menester
Premio al pesado viaje que el alma ha sufrido.

el peso del pasado

Perdido en un cielo oscuro sin estrellas
Sumergido en un mar sin vida
Así se siente mi corazón ahora
Pues el alma vaga vacía.

Sentimientos olvidados afloran de nuevo
Haciendo que los ojos se humedezcan;
Las lagrimas retener en vano intento
Se deslizaran hasta que en mis mejillas mueran.

Intento encontrar una salía a esta situación,
Quiero despertar de una vez de esta pesadilla.
Necesito volver a sentir el calor perdido
Que hace poco tiempo poseía la vida.

Se que todo esto es posible,
No puede ser la realidad;
Tengo que evitar por todos los medios
En mi almohada más lagrimas derramar.

tu cuerpo

Por la noche de tu piel
Corren mis deseos veloces
Cual gemidos que escapan al placer.

Por tus caderas galopa la excitación
Encima de su fiel lujuria
Dejando a su paso gotas de sudor
Provocadas por mi intencion;

Mi cabeza se obsesiona con la perversión
Que duerme en cada centímetro de tu piel
Anhelando rendirse a lo oculto de tu ser
Para saborear toda tu belleza
Y degustar tu apariencia.

Hazme tuyo,…
Y me convertiré en tu piel.